Propiedades de la espuma de poliuretano

La espuma rígida de poliuretano es una materia sintética duroplástica, altamente reticulada espacialmente y no fusible.


Estructura celular: La espuma rígida de poliuretano obtenida por proyección presenta una estructura celular predominantemente cerrada. El porcentaje de células cerradas se sitúa por encima del 90%.

Densidad: Está comprendida, y normalizada en Normas UNE 92120-1 y 92120-2 según la aplicación, entre 30 y 55 kg/m3, aunque para aplicaciones especiales pueden utilizarse densidades más altas, 100, 200, etc. o más bajas (espumas acústicas) 10, 12, 15, etc.

Conductividad térmica: La espuma rígida de poliuretano producida “in situ” puede alcanzar un valor de conductividad térmica de l10ºC = 0,022 W/m·K, según UNE 92202. En la práctica, se considera como valor de conductividad térmica de la espuma el obtenido después de 9 meses de envejecimiento (UNE 92120-1), l10ºC = 0,028 W/m·K.

Propiedades mecánicas: La resistencia a la compresión oscila entre 130 kPa para una espuma de 30 kg/m3, y 325 kPa para 60 kg/m3, siendo la resistencia a tracción 180 kPa para una espuma de 30 kg/m3, y 820 kPa para una de 60 kg/m3.

Absorción de agua: La absorción de agua por inmersión parcial a corto plazo de la espuma rígida de poliuretano según el ensayo descrito en la Norma UNE-EN 1609:1997 aplicando el Método A como método de cálculo y para una espuma de 30 kg/m3 es menor que 0,13 kg/m². Según el Código Técnico de la Edificación, lo convierte en un aislante no hidrófilo, con lo que no tiene ninguna limitación en su utilización debido a esta propiedad.

Resistencia a la transmisión de vapor de agua: Para densidades 30-60 kg/m3, la resistencia a la transmisión de vapor de agua oscila entre 330-825 MN·s/g·m, siendo el factor adimensional m, factor de resistencia a la transmisión de vapor de agua, de 60 a 150. En aplicaciones con altos gradientes de vapor / temperatura (por ejemplo, aplicaciones frigoríficas) será necesario colocar una barrera de vapor en la cara caliente del aislamiento para evitar condensaciones.

- Resistente, en gran medida, a los disolventes normalmente utilizados en adhesivos, pinturas, pastas bituminosas, en conservantes para la madera y en masillas sellantes.
- Resistente al envejecimiento, contra la acción de las raíces e inerte. bioquímicamente, por ejemplo, frente a los mohos.
Estable frente a los carburantes, aceite mineral y los ácidos y álcalis diluidos.
- Resistente contra la acción de los gases de escape o a la atmósfera industrial más agresiva.
- Imputrescible, estable ante el detritus, inodora y fisiológicamente no presenta inconvenientes. Es químicamente neutra.

Comportamiento al fuego: Es un material orgánico y por tanto combustible. No obstante, existen espumas de poliuretano clasificadas desde C,s3-d0 (~M1) hasta E (~M3), según UNE-EN 13501 (UNE 23727), de acuerdo a las exigencias del CTE DB-SI.
Por otra parte, la clasificación de productos según UNE-EN 13501 admite ensayos en condición de aplicación final de uso, esto es, si la espuma va a ir recubierta por otro material (cartón yeso, fibrocemento, plancha metálica...), el ensayo y la clasificación se realizará montando las probetas de esta forma.

Aplicación final de uso: Actualmente de acuerdo con la Guía G de la Comisión Europea relativa a la Directiva de Productos de la Construcción, y la Norma UNE EN 13501, de clasificación de reacción al fuego según Euroclases, existe el método de ensayo SBI descrito en la Norma UNE EN 13823. La Norma UNE 92120-1 de sistemas para espumas de poliuretano aplicadas “in situ” fija que no puede ser más desfavorable que E (~M3).

Dilatación térmica: Con las densidades habituales, 30-60 kg/m3, los coeficientes de contracción, o bien, de dilatación de la espuma rígida de poliuretano están entre 5 y 8 x 10-5 K-1.

Propiedades eléctricas: La espuma rígida de poliuretano por proyección presenta muy bajas pérdidas dieléctricas y por reflexión, así como una muy baja constante dieléctrica. Para una espuma con una densidad de 30 kg/m3 son típicos los siguientes valores:
- Constante dieléctrica: 1,091.
- Factor de pérdida: 0,5 x 10-3.
- Resistividad eléctrica específica (W·cm): 5,4 x 1014.


A) Espumas de celda cerrada:
La espuma rígida de poliuretano para aislamiento térmico es un material ligero, de baja densidad, compuesto de celdas cerradas (>90%). Por tanto, no se comporta como un buen material absorbente acústico ya que presenta una superficie limitada, y tampoco puede actuar como absorbente elástico de masa. No obstante, puede utilizarse combinado con otros materiales para reducir la transmisión de sonidos. El coeficiente de reducción de transmisión de ruidos es 0,32.

Hoy en día disponemos de otra gama de espumas de poliuretano de baja densidad y celda abierta, específicamente diseñadas para absorción acústica, que pueden doblar el valor del coeficiente de reducción de transmisión de ruidos de las espumas de celda cerrada, llegando a 0,65. Debe quedar claro que, aunque estas espumas también tienen propiedades como aislamiento térmico, no alcanzan las prestaciones de las espumas de celda cerrada.
(Extraído de ATEPA)
Publicar un comentario

Entradas populares